Todos esperamos ansiosos el momento de que lleguen las vacaciones. Es tan gratificante pensar que después de una larga temporada de trabajo te esperan unos días de diversión sin estrés ni preocupaciones, solo disfrutando de la manera que escojas.

Muchas personas las aprovechan para poner sus asuntos al día o simplemente deciden quedarse en casa acompañados de un buen libro. Sin embargo, la mayoría guarda esos preciados días para salir a descubrir el mundo, a visitar ciudades históricas, a conocer otras culturas.

Por supuesto que este tipo de viaje requiere toda una planificación para que el resultado sea el que verdaderamente deseamos. Pero, ¿te has puesto a pensar si dentro de toda la planificación de las vacaciones perfectas le dedicamos el tiempo que se merece a analizar con seriedad en obtener un seguro médico que nos cubra durante el viaje?

Siempre que sale el tema a discusión encontraremos quienes nos digan que han viajado en incontables ocasiones y que nunca han necesitado de un seguro médico, que eso ni siquiera es importante. Lo cierto es que nuestras condiciones pueden cambiar en un abrir y cerrar de ojos y ser víctimas de un accidente o sufrir una enfermedad fuera de nuestro país, ya sea que estemos de vacaciones o por otro motivo, puede resultar realmente costoso cuando no contamos con seguro médico o no tenemos el adecuado.

Además, también hay que tener en cuenta que al pasar por los puestos de inmigración de cualquier país europeo, los oficiales están en su derecho de exigir que cada visitante demuestre que cuenta con un seguro de gastos médicos que lo cubra durante su estancia y en caso de no tenerlo pueden negarle la entrada.

Seguro de gastos médicos según el tipo de visa

Lo primero que debes investigar es si necesitas demostrar que cuentas con un seguro médico válido en Europa para tramitar la solicitud del tipo de  visa que vas a pedir.

Por ejemplo, si vives en un país donde requieras tramitar el tipo de visa Schengen para visitar  alguno de los que integran este espacio europeo, una de las exigencias para gestionarla es que cuentes de antemano con un seguro médico internacional que te cubra durante todo el tiempo que estarás de viaje. Get your ETIAS Europe now!

¡Envíe su solicitud hoy y obtenga su autorización ETIAS por correo electrónico

Sin embargo, hay numerosos países de América Latina cuyos residentes no necesitan visa previa para entrar al viejo continente, lo cual no significa que no debas preocuparte pues te repito, no estarías exento de demostrar a tu entrada al país que visites que cuentas con un seguro que te ampare si llegaras a necesitarlo.

En todo caso  te recomiendo que no te confíes. Un consejo es que te informes mediante las páginas web de la embajada del país al que viajarás lo que necesitas exactamente para que no te queden dudas al respecto.

Requisitos que debe cumplir el seguro médico para viajar a Europa

No es menos cierto que a nadie le complace pensar en las razones que justificaran el uso de un seguro médico internacional, pero muchas veces es mejor estar bien preparados que tener que lidiar con las causas que nos llevan a necesitar uno y además con las consecuencias de no tener el adecuado.

Marque aquí si es elegible para ETIAS.

Es por eso que tienes que estar bien instruido al respecto. Por ejemplo el seguro que contrates debe ser internacional, válido en Europa. Que brinde cobertura para todos los gastos que puedan presentarse abarcando repatriación por razones médicas, atención médica de urgencia, tratamiento hospitalario de urgencia o fallecimiento durante el período de estancia. Su cobertura debe ser de, al menos, 30.000 euros. Y por supuesto debe estar bien identificado con tus datos y con la fecha que dure tu viaje.

Si vas a viajar  haciendo uso de un visado Schengen, el seguro que elijas  debe cubrirte en toda la zona durante todo el tiempo que estarás de visita.

Qué seguro de gastos médicos escoger:

Este tipo de elección es muy personal y varía en dependencia de tus necesidades. En el mercado podrás encontrar un sinnúmero de ofertas de seguros médicos entre los que tendrás la oportunidad de escoger el que mejor se adapte a tus condiciones. Incluso muchos brindan opciones de descuentos que pueden resultar muy interesantes.

Sin embargo es de suma  importancia que no te guíes solamente por los precios, debes enfocarte de manera especial en los servicios que ofrecen, cuales son los que te cubre y cuales debes costear. Si tienen buena reputación en cuanto a la atención a usuarios y cómo actúan en casos de emergencia.

Otro detalle en el cual debes reparar es si devuelven el dinero en caso de que contrates el seguro para presentar la solicitud de un visado y te lo nieguen.

Vea también: Datos curiosos sobre la Torre de Pisa

En fin, es un proceso que al inicio puede resultar tedioso, sobre todo cuando lo que deseamos es precisamente desconectar de trámites y planificaciones. Pero no es algo que debas tomar a la ligera, recuerda que siempre es mejor precaver que lamentar.