Considering the amount of information online about the new ETIAS Europe policy, it is normal for travelers to confuse it with a Schengen Visa. However similar they may be, it is important to understand that, apart from targeting completely different nationalities, they also have very different procedures and regulations. Another aspect to take into account is that an ETIAS will in no way replace a Schengen Visa, since those who usually need a visa to visit Europe, will not be eligible for an ETIAS authorization.

Because Argentine passport holders currently enjoy a visa-free policy to visit the Schengen Member States as tourists, they fit into the group of nationalities that will be eligible for an ETIAS when they travel to Europe starting in 2021. Alternatively, if a Argentine citizen who has a valid ETIAS would like to stay in the Schengen Area for a period of more than 90 days allowed, must apply for a real visa, in which case it is advisable to contact the consulate of the designated country.

Autorización vs Visa

While a visa has a framework focused on a meticulous case-by-case analysis of the applicant’s profile (which is often pasted into his or her passport), to travel authorization works like a background check to verify whether a particular traveler has some kind of security risk, migration or for the public health of the country in question.

An authorization is a process that allows government authorities to obtain information about future visitors and verify their identities hours or days before they arrive in the country. Therefore, if a traveler has his entry denied by a border officer at a port of entry, he may be asked to apply for a real ETIAS Visa . Conversely, a visa goes through to a more rigorous verification process to complete verification of the profile before the traveler leaves his country of origin.

Zona Schengen y Visa Schengen

La Zona Schengen es una iniciativa de libre movimiento fundada en 1995 por la Comisión Europea para promover las relaciones intergubernamentales y crear un territorio sin fronteras para los ciudadanos de sus Estados miembros. Esta política también aplica a los titulares de pasaportes no pertenecientes a la UE a los que se les ha concedido una autorización para viajar en Europa y, por lo tanto, pueden moverse libremente dentro del territorio Schengen sin que se les selle el pasaporte. En total, el Área Schengen abarca 26 países, de los cuales 22 se consideran miembros plenos y 4 miembros de la AELC que tienen acuerdos específicos.

Como un medio para sistematizar los viajes para los ciudadanos no pertenecientes a la UE, el Acuerdo de Schengen ha establecido la Visa Schengen, que incluye una lista de países que deben pasar por un proceso de solicitud antes de visitar Europa. Alternativamente, también han creado un sistema de exención de visa para los ciudadanos de más de 60 países, que pueden viajar al Área Schengen sin tener que solicitar una visa.

Al solicitar una visa Schengen, los viajeros deben identificar en qué categoría se encuentran:

Categoría A:  una visa de tránsito específica para el aeropuerto requerida para los viajeros que vuelan de un país que no es Schengen a otro a través de uno de los aeropuertos del Estado miembro.

Categoría B: una visa de tránsito regular que otorga al titular un permiso para ingresar al área Schengen por hasta 5 días cuando se transita a un país que no es Schengen.

Categoría C:  La Visa Schengen más común, que permite al viajero visitar el Área Schengen por hasta 3 meses en cada período de 6 meses, ya sea como un permiso de entrada simple, doble o múltiple.

Similitudes de ETIAS y Visa Schengen

De hecho, las similitudes entre la Visa Schengen y ETIAS son pocas, pero suficientes para causar confusión:

  • Ambos se relacionan con el Área Schengen, permitiendo viajes de corto período en uno (o más) de los 26 países solo con fines turísticos.
  • Tienen el mismo reglamento con respecto a la duración de la estancia en la Zona Schengen, que le otorgan al titular un permiso para permanecer y transitar por hasta 3 meses (90 días) en cada período de 6 meses (180 días) a partir de la primera entrada.

Diferencias entre ETIAS y Visa Schengen

Entre las principales diferencias entre un ETIAS y una Visa Schengen están:

  • La misma denominación de ETIAS (Sistema Europeo de Autorización de Viajes e Información) ya lo clasifica como una autorización en lugar de una visa.
  • Una vez aceptado, el ETIAS es válido por 3 años como una autorización de entrada múltiple, mientras que la Visa Schengen tiene diferentes duraciones.
  • Una visa Schengen se procesa caso por caso en un sistema y debe solicitarse en la embajada o consulado nacional del Estado miembro al que la persona pretende viajar; Mientras que un ETIAS es automático y totalmente en línea.
  • En la mayoría de los casos, el ETIAS solo toma algunas horas / días entre la presentación de una solicitud y la recepción de una respuesta con una autorización electrónica. Mientras tanto, la Visa Schengen puede involucrar el procesamiento manual de documentos, entrevistas y periodos de espera más largos, así como a menudo ser sellado en el pasaporte.
  • Un ETIAS es una autorización general, y todos los solicitantes están sujetos al mismo proceso, mientras que la Visa Schengen presenta 3 categorías distintas (A, B y C) que involucran procesos, documentos y restricciones particulares.

¿Qué beneficios aporta?

  • Ahorra tiempo y complicaciones a los viajeros
  • Complementa nuestra política de liberalización de visados
  • Mejora la gestión de las fronteras
  • Evita la migración irregular
  • Refuerza la lucha contra el terrorismo y la delincuencia

ETIAS se aplicará a los ciudadanos no pertenecientes a la UE exentos de visado.